Gracias, Forges
Publicado el 23/02/2018

Gracias, Forges

Dibujante, escritor, tuitero, director de cine, historiador, humorista, y también… divulgador científico

Somos muchos los que tenemos alguna viñeta del polifacético Forges y estos días lamentamos su fallecimiento como la pérdida de un compañero de trabajo.

La relación del Museo de la Ciencia y el Cosmos con el hombre detrás de la viñeta se fraguó en 2009 durante la celebración del Año Internacional de la Astronomía. Ese año tuvimos la suerte de dirigir dos de los once proyectos considerados emblemáticos por la Unesco para España. Uno de ellos, «Astronomía en Viñetas», se gestó en el convencimiento de que en divulgación, lo transversal funciona, y de que la ciencia combina muy bien con el cine, con el teatro, la música, el juego y, por supuesto, el humor.

Bastó una llamada telefónica para que Forges nos dejase utilizar tres de sus viñetas y nos ayudara a explicar que no estamos solos en el universo, que el Sol no es el que gira alrededor de la Tierra o que el próximo gran meteorito es un sorteo del que participamos todos.

Sus viñetas se sumaron a la de otros consagrados humoristas nacionales e internacionales como Joaquín Lavado (Quino), Antonio Mingote (Mingote), Ramón Rodríguez (Hipo Popo Pota y Tamo), Pepe Medina (Medina) y hasta el famosísimo Charles M. Schulz, con Charly Brown. El resultado fue una exposición itinerante resultante que pudo verse por toda España, desde centros comerciales, a colegios, plazas públicas, parques infantiles y museos, y aún hoy sigue estando disponible para quien la solicite.

Gracias, Forges, porque, por si esto fuera poco, pudimos comprobar que con creatividad y humor además de enseñar astronomía… hemos sido merecedores de un premio. Nuestro catálogo, editado por el Museo de la Ciencia y el Cosmos para la exposición «Astronomía en viñetas», recibió el primer premio en el certamen nacional Ciencia en Acción 2010, un premio que queremos compartir hoy con la familia de dibujantes, escritores, tuiteros, directores de cine, historiadores, humoristas, y todos los que amamos la divulgación científica.

Volver